La madre de la menor de Aranda asegura ante la juez que hubo agresión y que conoció los hechos por su hija


La madre de la menor de quince años que supuestamente fue agredida sexualmente por tres jugadores de la Arandina C.F. ha asegurado este martes en su declaración ante la juez que fue su propia hija la que le contó lo sucedido y que, como ya sostuvo la chica, la forzaron a tener relaciones.

Alrededor de las once de la mañana, la madre ha acudido al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Aranda de Duero, en Burgos, para declarar durante algo más de hora y media ante la juez.

Según ha explicado a los medios Luis Antonio Calvo, abogado de la Asociación Clara Campoamor que ejerce la acusación popular, la madre ha certificado que tuvo conocimiento de los hechos investigados por su propia hija y que fue su marido y padre de la chica el que denunció el pasado 11 de diciembre en la Comisaría de la Policía Nacional de Aranda de Duero.
La acusación señala el hecho de que la víctima es menor

“La madre ha declarado lo que la niña le había dicho”, ha indicado el letrado a preguntas de los periodistas, explicando que la testigo, que se encontraba muy afectada, ha respondido a preguntas de todas las partes.

El letrado ha explicado que el psicólogo que trata a la menor tuvo conocimiento de los hechos de manera casi simultánea a los progenitores.

Asimismo ha insistido en que en ningún caso puede considerarse una relación consentida ya que se está hablando de una menor, que aún no ha cumplido los 16 años.

“Consentimiento no existe porque la niña tiene 15 años, estamos hablando de una menor. Si ha habido relaciones sexuales no son consentidas. Y según la denuncia, no ha existido conformidad por parte de la niña”, ha reiterado Calvo, afirmando que el hecho de que esté implicada una menor es lo que ha llevado a la asociación que representa a personarse como acusación popular.
La acusación popular se opondrá a la libertad de los jugadores

Respecto al recurso contra el auto de ingreso en prisión que presentó a última hora de este lunes la abogada de oficio, Calvo ha señalado que lo analizarán pero que, en principio, se opondrán a que se conceda la libertad a los tres jugadores.

“El delito que se está investigando es suficientemente grave para que continúen en prisión. A menos que se vayan dilucidando los hechos”, ha adelantado, advirtiendo de que, en su opinión, es muy difícil que el recurso de apelación prospere “ya que estamos muy al inicio de las actuaciones”.

Por otra parte, el abogado ha asegurado no tener constancia de la existencia de ningún vídeo relacionado con los hechos que se investigan y, en esta misma línea, ha reconocido tener referencias sobre la posible existencia de audios, aunque ha advertido de que desconoce su contenido.

Mucho más breve ha sido a la salida de los juzgados el abogado de la acusación particular, Fernando García, quien únicamente ha insistido en que no iba a realizar ninguna declaración ya que está implicada una menor y, por esta misma razón, ha pedido cautela y que no se especule.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *