El juez Llarena deniega la asistencia de Sànchez al pleno de investidura en el Parlament

esta noticia

twitter Tuit
facebook Share
meneame Share
mail icon send

messenger-dsk Send
googleplus Share

Tamaño de texto
Aa
Aa

“Riesgo de reiteración delictiva”.

Es la razón aducida por el juez del Tribunal Supremo, Pablo Llarena, que deniega por segunda vez la asistencia de Jordi Sànchez a su investidura como presidente de la Generalitat.

Para fundamentar su petición, su abogado presentó un escrito del Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas para que se garanticen sus derechos “civiles y políticos”.

En prisión provisional desde mediados de octubre, Sánchez será juzgado por rebelión y otros delitos por su papel relevante en el proceso soberanista impulsado por políticos y líderes sociales en Cataluña y que culminó en una declaración unilateral de independencia, que el Tribunal Constitucional consideró ilegal.

Sánchez ya había sido propuesto como candidato a la presidencia regional a mediados de marzo pero el juez ya le negó ir al debate de investidura con los mismos argumentos, por lo que finalmente renunció.

Su candidatura fue reactivada hace unos días por el presidente del Parlamento catalán, Roger Torrent, aunque topa con la misma negativa. Torrent deberá decidir ahora si mantiene o no el pleno de este viernes y con qué formato.

No obstante, el Tribunal Constitucional tiene una doctrina por la que rechaza una investidura no presencial de un candidato.

En el Parlamento catalán elegido el 21 de diciembre, los partidos independentistas tienen la mayoría absoluta, con 70 de los 135 escaños, aunque el partido ganador fue Ciudadanos, contrario al procés independentista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: