Dimite Màxim Huerta como ministro de Cultura por el escándalo del fraude fiscal

Màxim Huerta, ministro de Cultura y Deporte, ha presentado su dimisión por el escándalo del fraude fiscal. Lo ha anunciado en una comparecencia este miércoles por la tarde en la sede del Ministerio, y tras reunirse en Moncloa con el presidente Pedro Sánchez. “He tomado la decisión de retirarme, con la misma humildad que vine” ha dicho, antes de explicar los motivos y dar las gracias por su nombramiento. “Me voy para que el ruido de todo esta jauria no cambie el proyecto de Sánchez”

Huerta no ha durado como titular de Cultura y Deportes ni una semana. El escándalo del fraude fiscal por el que fue condenado ha acabado con él. Su comparecencia se produce después de que Huerta haya acudido al Palacio de la Moncloa a presentar su dimisión a Pedro Sánchez.

“Aceptaba un compromiso más importante que mi carrera – ha dicho- Lo acepté consciente de que mi nombramiento sería calificado de extravagante, pero ahora hay que mirar en el futuro. He tomado decisión muy importante y lo he hecho en las cosas que más creo en esta vida: La cultutra y la transparencia”. Huerta ha precisado que “para defender aquello que amas, hay que retirarse, y yo amo mucho la cultura”

Huerta ha asegurado que pagó al fisco pero “convencido de mi inocencia. Y no es una condena por fraude sino una multa que pagué por perder una demanda”. Ha dicho que en una sociedad “ahogada por el ruido por la descalificación interesada” ya no interesan las explicaciones. “He pagado la nulta dos veces, antes y ahora retirándome”. “Me voy porque yo amo la cultura más que nada, y me voy porque con el presidente estoy convencido de que lo primero es la transparencia”. Ha asegurado, además, que “aquí no hay nada turbio”.

Huerta ha dimitido tras conocerse que defraudó a Hacienda 218.000 euros y que ha debido abonar por ello 366.000 euros. Huerta, según el TSJM, declaraba a través de una sociedad, lo que permitía tributar menos que si lo hubiera hecho como renta personal con el IRPF. “Este asunto -ha asegurado en declaraciones radiofónicas- no es como ministro de Cultura; es un asunto de Màxim Huerta de unos años y de pronto cambió un criterio y asumí la responsabilidad como ciudadano, como le pasó a cientos de periodistas, de creadores y de artistas en su momento”. El fraude detectado por la Agencia Tributaria y ratificado en mayo del año pasado por la Justicia corresponde a los ejercicios fiscales de 2006, 2007 y 2008.

UNA SEMANA CON CARTERA Y TRES ACTOS PÚBLICOS

Màxim Huerta, que ha permanecido una semana como ministro de Cultura y Deportes, tan solo tuvo tiempo para tres actos públicos derivados de su cargo. Huerta fue una de las sorpresas del Gobierno de Pedro Sánchez.

En los pocos días que ha ejercido como ministro, el escritor y presentador ha asistido a tres actos públicos: la despedida de la selección española de fútbol antes de ir al Mundial de Rusia, una visita a la Feria del Libro de Madrid y un viaje a la final de Roland Garros en París. El 7 de junio Huerta prometió el cargo ante el Rey en Zarzuela, al igual que el resto de ministros del Gobierno de Sánchez, y se mostró orgulloso de su nuevo cometido en el acto de traspaso de la cartera de Cultura de manos de su antecesor, Íñigo Méndez de Vigo.

Esa jornada, en la que asistió a la despedida de la selección española de fútbol, que partía al Mundial de Rusia, declaró en Radio Nacional de España que no se arrepentía de sus mensajes difundidos en Twitter. Los medios de comunicación se habían hecho eco de un tuit escrito por él en el que decía “odiar” el deporte. El sábado 9 de junio se acercó a la Feria del Libro de Madrid. Habló con autores y saludó al público, y pidió “tiempo” para llevar a cabo sus políticas. Al día siguiente viajó a París para presenciar como representante del Gobierno español la final de Roland Garros, que ganó Rafael Nadal.

Huerta deja el gobierno tras una semana y con el título de ser el ministro más breve de la democracia.

EL PP VE UN “TRISTE EJEMPLO” DE LO QUE SE PUEDE ESPERAR DEL GOBIERNO

El Partido Popular ha considerado que el caso del Màxim Huerta, es el “triste ejemplo” de lo que se puede esperar del “Gobierno improvisado” de Pedro Sánchez.

Así lo ha señalado el secretario sectorial de Cultura y Participación Social del PP, Emilio del Río, tras conocerse la dimisión de Huerta, a quien ha llamado “defraudador a Hacienda y a todos los españoles”.

Es ejemplo de “lo que podemos esperar del Gobierno improvisado, que ha llegado sin programa y sin objetivos y por el mero hecho de estar en el poder”, ha dicho del Río en un mensaje facilitado por el PP.

RIVERA VINCULA LA DIMISIÓN A LA IMPOVISACIÓN DE SÁNCHEZ

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha vinculado en su cuenta oficial de Tiwtter la dimisión del ministro de Cultura y Deportes Màxim Huerta al hecho de que Pedro Sánchez haya llegado a la presidencia “improvisando”. “En seis días le dimite un ministro a Sánchez. Llegar a la presidencia del Gobierno a cualquier precio e improvisando para evitar que voten los españoles fue una mala decisión, lo contrario que se necesitaba para dar estabilidad y generar confianza en el futuro”, ha afirmado en su cuenta nada más conocerse la renuncia del ministro.

Al mensaje de Rivera ha reaccionado el alcalde de Valladolid, el socialista Oscar Puente, acusándole de querer “llegar a presidente a cualquier precio”. “Lo grave es que en más de 700 días no dimitió ningún ministro de los golfos que tú apoyabas”, ha espetado.

IGLESIAS CELEBRA QUE LA PRESIÓN SOBRE EL PSOE LE HAY OBLIGADO A DIMITIR

Podemos ha celebrado hoy que la “presión” ejercida sobre el Gobierno del PSOE haya obligado a Màxim Huerta a dimitir. “El Gobierno y el Presidente defendían esta mañana la continuidad de Màxim Huerta, pero España ya no es lo que era. Como hemos dicho esta mañana, la ciudadanía ya no tolera estas cosas. Felicito al Gobierno por saber escuchar y rectificar, pero sobre todo, felicidades a la gente”, ha asegurado Pablo Iglesias.

Por su parte, el secretario de Organización, Pablo Echenique, ha recordado que esta mañana Podemos pidió su dimisión y dejó la puerta abierta a solicitar su reprobación en el Congreso. “A pesar de las reticencias, al final ha hecho efecto”, ha destacado. En esta misma línea, la portavoz adjunta de Podemos en el Congreso, Ione Belarra, ha dicho que “un defraudador fiscal no podía estar en el Gobierno de la regeneración y del cambio político”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: